..................................................

En Mis Rincones (barra derecha color verde, y casi al final del todo), podrás encontrar los diferentes temas que trato.

LA MAYORÍA DE LAS IMÁGENES DE ESTE BLOG SON SUBIDAS DE INTERNET. SI VES ALGUNA QUE ES DE TU PROPIEDAD Y DESEAS QUE LA ELIMINE, ME LO COMENTAS Y ASÍ LO HARÉ.

miércoles, 23 de marzo de 2016

Vivirnos A Tragos Lentos

No son tus ojicos guapos
ni su calidez,
que en mí siembran
estas ansias de abrazarte,
ni son tus formas y maneras
de mirarme,
que me derraman
primavera.

No es el sabor
de tus besos,
ni el olor
a hierba fresca
que a mi cuerpo
tu cuerpo impregna;
ni el verte
a lo lejos venir
con tu sonrisa
abierta,
ni tu carita
de luna llena
que ilumina
nuestra estancia
en las mañanas,
ni tanta y tanta
bondad
que me regalas,
como si nada
y por nada,
como si de natural
la vida te brindara
y me ofrecieras,
como si nada.

Es,
tu propia esencia,
en todo mi ser,
día a día,
de sol a sol.
Es, esta dulce sensación
de desamparo
que me haces sentir,
que me lleva
a encontrarme vacío
sin ti,
a saberme
viajero de tu vida,
sin detenerme,
despacio, despacito,
sin prisas.
Es,
la desnudez
frente aquel frío
de escarcha,
la negra soledad
que, sin nosotros
querer,
nos visitó
invadiendo nuestras vidas.

Y ahora,
revestidos de amor,
tan solo nos queda
vivirnos
a tragos lentos,
despacio, despacito,
con todo el cariño
que, a jirones
y en ascuas,
nos quedó
prendido en la piel,
hoy convertido
en fragua
de pasión,
para toda una vida
que nos queda
por vivir.

No,
no son, tan solo,
las bondades
de tu corazón,
es,
tu propia alma
que ha enamorado
a mi alma,
y para siempre.

…..ooOoo…..

jueves, 10 de marzo de 2016

Respiro A Ti

Respiro a ti
mientras me hablas,
mientras suspiras.

Respiro a ti,
mientras susurras
palabras de amor.

Respiro tu vida
junto a la mía,
cuando me miras.

Respiro, vida mía,
tu respirar,
que me llena el alma.

Respiro tus besos,
la pasión de tus abrazos,
cada uno de los caminos
de tu cuerpo.

Tu risa,
la respiro,
tus pasos al andar,
los respiro.

Respiro tus anhelos,
tus cuitas y suspiros,
tus recelos, tus miedos;
la sonrisa
de tus ojicos wapos.

Respiro tus días
y tus noches,
tus amaneceres,
tu despertar.

Tu piel junto a mi piel,
la respiro,

Respiro la luz
del sol que te ilumina.

Te respiro
toda tú,
sereno y profundo,
hasta quedar sin aliento.


…..ooOoo…..

martes, 23 de febrero de 2016

Recordando al "viejo" y su Estrado Azul.


Pues, simplemente, que me acordé de este poema que le escuché al "viejo", y quería recordarlo aquí con una pequeña apología a la libertad de pensamiento, fuera el  aborregamiento, con esta imagen.

Hay un pozo en mis entrañas 
que no consigo encontrar;
pozo que se ahonda en mis penas, 
ay! penas de mi penar. 

Acá por la serranía 
entre tiros de combate 
hierve la sangre a mares, 
mares de mi soledad. 

Tres paladas en mi tumba 
son suficientes, no más, 
para enterrar mis lacrimales 
y no volver a llorar. 

Anda el hombre sus caminos
 junto al sordo y junto al mudo, 
anda el mundo coronado 
de fastuosa vanidad. 

Andan y andan los cojos 
por donde los ciegos encomiendan, 
sicarios busca la muerte: 
a quien pueda interesar. 

Platos rotos no alimentan 
aunque me los quieran tragar, 
ni el trigo de plata y de oro 
las barrigas van a engordar. 

Me siento preso y ahogado 
con ganas de echar a volar, 
siento mi vida guiada: 
es que me la quieren salvar. 

Señores, quiero contarles
que tengo derecho a errar, 
no me quieran ayudar 
a hundirme en el lodazal. 

Sutil "religión" la que pretende, 
en aras de la libertad, 
expoliar el derecho y la conciencia 
de quienes nos queremos expresar. 

Yo solo busco, en mi vida, 
un poco de libertad. 

Mis manos guardan las letras 
que nunca querré cantar, 
mi voz se la ofrezco al viento 
para quien me quiera escuchar. 

Que no quieran ni pretendan 
intentarme gobernar, 
si acaso cumplo las leyes 
y otra cosa es lo demás. 

Grilletes a mis tobillos 
se empeñan en colocar, 
no saben quienes lo quieren 
que no me pueden encadenar. 

Yo solo busco, en mi vida, 
un poquito de felicidad.


...oO0...

(Publicado en El Estrado Azul. 13/Nov.2009)

jueves, 11 de febrero de 2016

Tú Y Solo Tú Me Haces Sentir

Y este amor que me embarga,
amor a la antigua usanza,
siempre a la vida dando gracias
por la amada.

Cantares de gesta cotidianos,
de andar por casa cuando,
en lo diario,
un hola y un te quiero
pueden cambiar lo efímero
en perdurable en el tiempo.

Amor al despertarse
en la mañana,
y al cerrar la noche,
amor en la mirada,
en un pequeño gesto
que todo lo habla,
en una suave caricia,
en el latir de un corazón
que al otro corazón abarca.

Amor, amor…Amor.

Todos los días,
henchida y alegre el alma
por la bendición
de tener a la mujer amada
que me ofrece, tanto amor.

Es tan fácil amarla,
tan bonito y fácil quererla,
que los infiernos a su paso
se congelan,
y los cielos abren sus puertas
al  resplandor de su sonrisa,
a la luz de su mirada.

Pronto será San Valentín,
un día más
en el calendario
de nuestras vidas,
pero, es que no puedo ni quiero 
dilatar el tiempo,
a la espera
de contarte cómo
y cuanto te quiero...
aunque tú,
ya de sobra lo sabes.

San Valentín,
ayer, hoy, mañana...
da igual,
todos y cada uno
de los días de nuestras vidas,
son fantásticos para amarte,
para sentirte entre mis brazos,
para acariciar tus sentimientos,
para disfrutar tus besos,
para proclamar a los cuatro vientos
que tú y solo tú,
me haces sentir
que al día le faltan horas
para pensarte,
para amarte todo lo que tú
te mereces.

Solo tú me haces sentir,
que no hay suficiente espacio 
en mi pecho,
para que mi corazón pueda latir
cada vez que pienso en ti. 

…..ooOoo…..

lunes, 1 de febrero de 2016

Tras La Noche, El Día Por Llegar


Dame,
tan solo una razón,
por la que no deba maldecir
esa negra oscuridad
que me impide disfrutar
de tu mirada;
que me hace el tiempo perdido
si no te siento junto a mí.

Dame,
tan solo una razón,
por la que no tenga
que maldecir a Morfeo
y a sus malas artes,
cuando el sopor
cada noche me invade
y me arranca de ti,
de la consciencia
de poder abrazarte
y sentir el tacto de tu piel.

Tan solo una razón,
dame,
por la que no deba maldecir.

¡Ay, noche!,
que aciaga vienes
con dádivas de oscuridad,
con harapos de vaciedad,
haciendo el tiempo perdido,
laxo el sentido.

Y el día,
para volver a tenerla
entre mis brazos,
por llegar.


…..ooOoo…..

miércoles, 20 de enero de 2016

Una Casita En El Cielo


Una casita te haré en el cielo,
con ventanitas de estrellas
y cortinitas de luna llena,
para poder ver los luceros
cómo mueren de celos
por contemplar nuestro amor.

Nos sobra el mundo
y entero el universo,
tras la puerta cerrada
de nuestra habitación.

Yo soy tu mundo,
tu eres mi universo.

.....ooOoo.....

martes, 15 de diciembre de 2015

¿Qué Más Me Queda En Este Mundo?

Quisiera ser
la enredadera
que corriera
en caricias
de la planta de tus pies
a la cabeza,
tu jazmín
en las tardes cálidas
de primavera.

Quisiera ser
tu amanecer tranquilo,
deshacerme, cada noche,
entre tus sábanas de lino,
ser el hilo de Ariadna
en el laberinto de tu vida.

Quisiera ser tu Donjuán,
tu pirata canalla,
tu ángel de la guarda,
tu playa y tu montaña,
tu mirada, tu palabra,
el gato en tu regazo,
la araña que, en su maraña,
te abraza y atrapa
abrigándote de amor,
si es que resistes
el ímpetu de mi corazón.

Quisiera enfermar de ti
sin sanación,
desahuciado de infierno y cielo,
sin perdón,
por amarte tanto.

¿Qué más me queda
en este mundo
sino amarte?

Tú eres mi Dama,
yo, tu Vagabundo.


…..ooOoo…

domingo, 6 de diciembre de 2015

Humo Blanco De Atardecer.

Quemando la última bala
la vida pasa.
Entre mis manos
se va muriendo el otoño
con su vestido
de humo blanco de atardecer.

Anochece por entre las hojas
del viejo árbol,
mientras bosteza
la pereza tardía
de un lejano ayer.

Ningún hoy permanece
en el pasado.
Recomenzar,
para continuar el mañana,
para parir los sueños
de antaño,
aquellos que se olvidaron nacer.

.....ooOoo.....

martes, 24 de noviembre de 2015

Fue Aquel Beso (Sin Prisas)

Fue aquel beso
el que iluminó la noche,
quedando preso
de tus encantos

Fue la magia del momento
que hizo hechizo
de mi cuerpo,
entre tus brazos abandonado.

Fue aquel encuentro
fugaz, pero apasionado,
el principio de un cuento
con final feliz.

Fueron los días
en que nos vimos,
de a poquito a poco,
-sin prisas-
la ternura de tus labios
mientras entretejíamos
palabra,
-sin prisas-
fue la luz
que irradiabas,
de dulzura en tu mirada,
la que me arrebato el ser,
mis pensamientos,
mi propio yo,
para convertirme en ti,
-sin prisas-

Y así,
de a poquito a poco,
igual que la noche
atrae al día,
sin prisas,
todo lo que fue
ahora lo es
y, de a poquito a poco,
para siempre.


…..ooOoo…..

miércoles, 18 de noviembre de 2015

EL CABALLERO XI .- (Carta a su amada desde la guerra)



Mi Señora, mi Dama 
mi Amada y mujer fermosa,
allá donde las hubiere.

Sabed de mis desdichas
por vos, de no teneros
junto a mí a causa de estas
malditas guerras.
Mas non quedo muerto
desta guisa, en tal caso, ferido,
ya que esta ingrata lejanía
aún me da probanza
para no cejar en mi empeño
de poder, algún día,
a vos alcanzarla
y tenerla entre mis brazos.

Sabed vuestra Merced,
que con anhelo,
día a día,
espero el momento
de hallarme junto a vos;
pero sabed, mi Amada,
que tortuoso es el regreso,
pues en este tiempo,
las nubes nos propician,
tan dadivosamente sus lluvias,
que se anegan los caminos
y aún se más tortuosa la marcha.

¡Maldita guerra!

Ferido, sí, tengo agora el corazón
de no poder estar en persona
junto a vos.

Mi corazón se me desgarra y sus latidos…
oilles cómo retumban
en mi pecho.

Insoportable este dolor,
me oprime y ahoga
por no poder estar junto a vos.
No padezcáis por
esta pobre alma
que sufre castigo,
ya os digo,
que hago acopio de valentía
por siempre ir con la mirada alta
sabiendo que, vos,
sois mi norte y mi guía.

Allá do encontrase jallanes,
más liviana sería la empresa
de doblegallos y matallos,
que facer rodar estas ruedas
con carros tan pesados
tirados por acémilas viejas,
que no sierven ni para alimentar
a perro desvalido y flaco.

De grado o por fuerza,
debo quedarme con mi tropa
en aqueste lugar de infierno y lodo
y soportar mosquitos además.

Mi adorada Señora,
mi siempre Amada,
no encuentro el día ni la hora
por poder acariciar,
tan siquiera,
la sutil puntilla
de vuestro velo.

Las horas me parecen días,
los días meses y los meses
en años se me convierten;
que  jamás terminan el calendario.

Deme vuestra Merced sus bendiciones
para que en esta insalubre tierra
no nos ataque ninguna enfermedad
a causa del lodazal y los mosquitos,
sobre todo por este hedor que comienza
a notarse a aguas estancadas
por efectos de la calor.

Sin más, de vos me despido
con la esperanza
de tenerla entre mis brazos
más bien pronto que tarde,
para ver haceros pequeñica
entre mis brazos.

Mi honor, mi fuerza y mi valentía
queden con vos,
aunque, de todo ello,
un poco me reservo
aquí conmigo
para salir de buena lid
de esta tierra maldita.

A los pies de vuestra Merced quedo
con el siempre y eterno placer
de  pensar en el pronto volver
para estar junto a vos.

El Caballero.

……ooOoo…..

(Anda que... Hacía tiempo que no salía a pasear el viejo Caballero)